Turismo
Como llegar
Atracciones Turísticas
Galeria de Fotos
Videos La Paz
Agencias de Viajes
Embajadas Extranjeros
Naturaleza La Paz
Hospedaje
Hoteles La Paz
Posadas La Paz
Cabañas La Paz
Apartamentos Turísticos
En General
Ciudad La Paz
Clima La Paz
Cultura La Paz
Arte La Paz
Economia y negocios
Fauna y Vegetación
Fechas de fiestas
Gobierno y Politica
Historia La Paz
Mapas La Paz
Personajes Importantes
Salud y Medicina
Universidades y Colegios
Servicios
Paginas Amarillas
Prensa La Paz
Blog La Paz
Directorio Paginas Web
Gastronomia
Restaurantes
Comida rápida
Panaderías
Cafés
Transporte
Aerolineas La Paz
Aeropuertos La Paz
Lineas de Autobuses
Taxis La Paz
Renta de autos
Entretenimiento
Centros Comerciales
Deportes La Paz
Eventos
Radio y TV
Cines La Paz
Compras
Conciertos - Músca
Vida Nocturna La Paz
Visitas en vivo
Economia de la Paz, Bolivia
La Paz Economia
Ad0Links 468x15

Ad1 150x150

Informes económicos de los 3 Ultimos semestres de la Paz, Bolivia

 

Ad3 Big 350x350
Informe segun Fundacion Milenio:

Título: Informe de Milenio sobre la Economía Primer Semestre 2009, Nº 27

Autores: El equipo económico de la Fundación: Juan Brun, José Luís Evia, Germán Molina Asistentes de investigación: Enrique Araníbar B., Josué Mamani T. y Saúl Quispe Coordinación: Mario Napoleón Pacheco.

Fecha y lugar: Agosto de 2009; La Paz-Bolivia

Descripción: El año 2009, marca una marcado cambio en la situación externa de bonanza económica. La caída de los precios internacionales, significa un cambio drástico en la economía boliviana, puesto que ésta depende principalmente de productos primarios (hidrocarburos, gas y minería). El balance externo y fiscal bolivianos dependen casi exclusivamente del gas. La economía en general, se mueve bajo la influencia de factores muy volátiles (precios de materias primas). Se ha obviado el hecho de que el sector fiscal atravesará problemas a largo plazo, debido a su excesiva dependencia de los hidrocarburos, y a los compromisos que asume el estado asumiendo una bonanza ficticia. Todos los factores mencionados, nos dan un panorama poco alentador sobre el futuro económico de Bolivia, ya que son factores fuera del control interno de la propia economía. Y los esfuerzos por intentar gobernar la política monetaria no están dando ningún resultado. Por último, y como ya se ha mencionado en otros trabajos de Fundación Milenio, Bolivia se hace un país cada vez menos atractivo para la inversión, y peligrosamente más en los sectores en que Bolivia depende particularmente.

Título: Informe de Milenio sobre la Economía Gestión 2008, Nº 26

Autores: Equipo económico de la Fundación Milenio: Juan Brun, José Luís Evia y Germán Molina Asistentes de investigación: Enrique Araníbar B., Alejandro Arias, Josué Mamani T. y Saúl Quispe Coordinación: Mario Napoleón Pacheco.

Fecha y lugar: Marzo de 2009; La Paz-Bolivia

Descripción: 2008 fue el último año, en verdad solamente los primeros seis meses, del boom en los precios de las materias primas que comenzó entre 2005 y 2006. En estos años el aumento en el precio nominal y real de los productos que exporta Bolivia fue extraordinario. (...) El gas natural se convirtió en el principal rubro de las exportaciones que a su vez generó un flujo de recursos para el Estado, bajo la forma de renta gasífera, que posibilitó revertir, transitoriamente, el tradicional déficit fiscal y lograr superávit, además de transferir recursos a las regiones, municipios y universidades. Por otra parte, el incremento del valor en las exportaciones petroleras determinó que las cuentas externas cierren con saldos favorables hasta 2008. A partir de octubre del pasado año el estallido de la crisis financiera en Estados Unidos, rápidamente impactó en el sector real y se extendió mundialmente. Quebraron decenas de bancos y empresas, y las que continúan operando tuvieron que reducir la escala de sus actividades, pese a los billonarios recursos que los gobiernos y bancos centrales inyectaron a sus economías. La recesión generalizada, con peligro de convertirse en depresión, el desempleo y la caída en el precio de las materias primas, son las consecuencias de la crisis. A fines de marzo de 2009 el anuncio de las autoridades estadounidenses de la creación de un banco que adquirirá los activos denominados “tóxicos” del sistema financiero, parece significar el inició de un penoso proceso de reordenamiento del sistema financiero y, en consecuencia, de la generación de las condiciones para la recuperación económica. Sin embargo, varios analistas opinan que dicha compra servirá muy poco y que lo peor está por llegar En este contexto la única certidumbre es la recesión global en 2009. Bolivia que se benefició del auge no tomó previsiones para enfrentar los efectos de una disminución en el precio de los productos que exportamos, a diferencia, por ejemplo, de Chile y Perú, que conformaron fondos de ahorro, recursos que podrían utilizarse para financiar una política fiscal anti cíclica sin poner en peligro la estabilidad. 2008 es un año de modificación de comportamiento económico mundial y de Bolivia. Las variables económicas develan un cambio drástico en sentido contrario a los últimos 4 años. La finalización del boom económico nos trae a la mente la metáfora de las vacas gordas y las vacas flacas. ¿Qué hará Bolivia, ahora que se acabaron las vacas gordas, y que no ha previsto para la época de vacas flacas?

Título: Informe de Milenio sobre la Economía Primer Semestre 2008, Nº 25

Autores: Este informe fue elaborado por el equipo económico de la Fundación Milenio, compuesto por: Juan Brun, José Luís Evia, Germán Molina. Y los asistentes de investigación: Enrique Araníbar B., Josué Mamani T., Marco Gavincha. Coordinación: Mario Napoleón Pacheco.

Fecha y lugar: Julio de 2008; La Paz-Bolivia

Descripción: El crecimiento económico generado en este semestre se explica por el emprendimiento minero de San Cristóbal. La inversión extranjera directa ha decaído notablemente en relación a los años 90. La inversión privada interna no ha experimentado cambios. Y la inversión pública ha crecido fruto de la visión estatista de la economía del actual gobierno. La inflación sigue siendo cada vez más preocupante, en especial la inflación de alimentos que se acerca interanualmente al 30 por ciento. Mientras que la inflación total anual se estima alrededor del 17 por ciento. El manejo fiscal expansivo no es el adecuado, por dos razones básicas: Es pro inflacionario y no tiene coordinación con la política monetaria. En el sector monetario existe un incremento de la base monetaria debido principalmente al crecimiento de las Reservas Internacionales Netas, las cuales crecen alrededor del 70 por ciento anual. Las Operaciones de Mercado Abiertas OMAs no son suficientes, además, tienen el defecto de administrar la inflación traspasando esta del corto al mediano plazo.

 

Buscador 24
Proyectos 24
Información
Ad2 160x600